Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

Los Cahorros de Monachil.

Destino: MONACHIL (Granada).

…a dos pasos de Granada y sin embargo parece que te sumerges en el seno de cañones lejanos, en un paraje de esos que te sugieren lugares que no pensamos tener al lado: los CAHORROS DE MONACHIL. La palabra CAHORRO no la recoge la RAE pero se da por buena la definición que habla como de un lugar angosto, un paso estrecho entre paredes verticales, una profunda hendidura, un barranco angosto como él solo. La maravilla natural está servida, al tiempo que el asombro… y todo ello al alcance de todos, niños incluidos. Da acceso al “cahorro” un puente colgante sobre el cauce del río Monachil que aquí cae en pronunciada cascada. El camino, en ningùn momento peligroso, va junto a la pared de roca, se adentra en la concavidad formada por una gran roca caída de sabe Dios y que taponó el cauce…un centenar de metros río arriba , como un suspiro, el paisaje se vuelva a abrir. Se puede seguir por tranquila senda hasta la hasta la fábrica de luz de La Vega, tomar un baño en cualquiera de las pozas o pasmarse sentado tranquilamente viendo las evoluciones de los escaladores que no faltan por estas paredes…y lo dicho, a un paso de Granada.